Cosméticos y Salud Ocular

A pesar de que los cosméticos están sujetos a estrictas normas sanitarias, lo que los hace cada vez más seguros para su uso, existe un porcentaje bastante elevado de personas que sufren reacciones alérgicas, infecciones, orzuelos esto debido a algunas sustancias de los mismos o bien ya que no se les da el uso correcto.


Te damos algunos consejos para mantener una buena salud ocular:

1. Compra maquillaje que especifiquen su composición en la etiquetado.
2. Recuerda que los productos de maquillaje tienen fecha de caducidad, no los sigas utilizando después de esa fecha.
3. El rímel hay que cambiarlo cada 3 meses.
4. Después de una infección en los ojos, no debes utilizar los productos de maquillaje que utilizabas justo antes de la infección (o durante). Ten presente que las bacterias que han causado la infección proliferan en las formulaciones líquidas y cremosas.
5. Después de aplicarlos, limpia los utensilios con los que aplicaste el maquillaje.
6. No compartas tus productos de maquillaje: rímel, labiales, perfiladores, etc.
7. Tampoco pruebes este tipo de productos en las tiendas sin asegurarte de que no lo han hecho previamente otras personas y de que los aplicadores están limpios.
8. Hidrata muy bien la piel de alrededor de los ojos antes de aplicar el maquillaje.
9. Antes de aplicar cualquier producto, limpia bien tu cara sin olvidar los párpados.
10. Retira el maquillaje con el producto más adecuado para tu piel. Ten en cuenta que algunos contienen disolventes que pueden alterar la lágrima, y recuerda que existen gamas de productos para pieles sensibles.
11. Nunca te acuestes sin haberte desmaquillado aunque estés muy cansada. El rímel puede penetrar en los ojos, aunque estén cerrados.
12. No apliques delineador de ojos donde están las glándulas de Meibomio, ya que puede bloquear las mismas y causar ojo seco o una chalazion mejor conocidas como»perrillas» ;las glándulas de Meibomio son unas glándulas sebáceas productoras de secreción lipídica ubicadas en el interior del párpado. Junto con las glándulas lagrimales, contribuyen al correcto mantenimiento higiénico del ojo. Lo limpian y lo mantienen libre de impurezas.
13. Si utilizas lentes de contacto y te maquillas, aplica el maquillaje y posteriormente coloca los lentes para evitar que a estos se adhiera el rimel o cualquier otro producto. 
14. Las sombras y rímeles que contienen compuestos nacarados pueden provocar molestias en el ojo.
15. Las sombras de ojos contienen pigmentos que pueden irritar el ojo.
16. Si detectas una inflamación en el párpado, no utilices maquillaje y acude a revisión.
17. Ten precaución con las máscaras de pestañas resistentes al agua, ya que son más difíciles de eliminar cuando te desmaquillas y, al hacerlo, puedes irritar el ojo. 
18. Si ves que se te han irritado los ojos, lávalos con suero fisiológico. Te aliviará la irritación.
19. No te maquilles mientras vas en un coche en marcha, esto además de ser riesgoso para ti y los demás, puede ocasionar alguna lesión ocular.
20. Si ha quedado un cúmulo de rimel no intentes separarlo con un objetos punzantes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *